miércoles, 6 de junio de 2012

La verdad como conocimiento

Estamos explorando qué es la Realidad, y cómo aterrizar en ella. Este es el segundo post, te invito a ver el primero que es la Introducción al tema. 

Recapitulando, dijimos que la realidad es una sola y no depende de opiniones, se trata de lo que ES, así que es algo exacto y con leyes. 

Sigamos...

A está foto la llamé: "La hoja petrificada". Es mi actual Fondo de Escritorio :) (Tomada en Safando-Guayas)



La verdad es conocimiento.


La verdad hay que creerla, pero no puedes creer algo que no conoces.  
¿De dónde salen los pensamientos? Un día me puse a pensar de dónde salió todo lo que pasa por mi cabeza, todo lo que sé y pienso, y qué méritos tengo yo en todo esto. ¿Y saben qué? Entendí por qué existen las familias y las escuelas;

Aprendemos por  el ejemplo y por lo que se transmite de generación a generación, y así se van llenando nuestras cabezas. Después se siguen sumando a programas de televisión que vemos, gente que conocemos, la cultura del lugar donde vivimos, ejemplos de autoridades al rededor, gente de nuestra misma edad... ¡y hasta blogs que leemos! (:D), en fin el modo en que pensamos es una mezcla del entorno que nos rodea, marcado por hitos (cosas que nos impactan) que nos hacen reaccionar de diferentes maneras, y por temperamentos que nos hacen percibir de diferentes maneras y con diferentes susceptibilidades la misma realidad.

Lo que yo sé, no me lo he inventado, alguien más me lo contó, o yo lo vi, yo solo lo digo de otras maneras o lo mezclo con conocimiento que he obtenido de otra gente o de lo que observo, pero es algo adquirido.

Fe vs. Academia

Lo espiritual y lo académico siempre van en la misma corriente, no se pueden contradecir entre si. (Si la "ciencia" no está de acuerdo con las cosas de la fe, es porque la ciencia está aun muy atrasada intentando por sus propios méritos descubrir lo que Dios ya reveló sobre el origen de las cosas y su finalidad - Todo es por él y para Él) No se puede tener fe sin contenido. Si dices que tienes fe pero no sabes en quién o de qué, entonces solo estás creyendo en abstracto, como autodefensa, porque todos necesitamos creer en algo para explicar lo que sucede. Nuestra esperanza es verdadera porque se fundamenta en lo que Dios dijo y en quien es él, es decir, creemos en lo que Él dice porque sabemos quién es Él.

Fe no es inventar lo que según tú va a pasar y creerlo, es conocer lo que va a pasar porque Dios lo dijo y CREERLO. No creas por "fe"(ciega) lo que ha sido revelado por palabras, sustenta todo lo que crees que Dios te está diciendo con su Palabra, Él nunca se contradice. Escudríñalo todo, reten lo bueno (1 Tes. 5:21)
La fe no se trata de lo que yo creo que va a pasar, sino de lo que sé que va a pasar porque Dios lo dijo. No puedes separar la fe de lo que Dios dijo (La Palabra de Dios). La Biblia es el contenido de la fe.  

Y qué pasa con esa gente que si conociera quién es Dios, creería. ¿Cómo harán para conocerlo si nadie les cuenta? ¿Quién les contará? ¡Levanten las manos los cristianos, y he ahí la respuesta! Desde el momento en que creemos nos convertimos en embajadores de su Reino. (Ese es el ministerio de la reconciliación)

Entonces, si la verdad debe ser conocida, alguien tiene que darla a conocer. Si la verdad debe ser creída, es obra del Espíritu Santo, porque no podemos obligar a nadie a creer, debemos comunicar lo que Dios le dice al mundo porque nos dijo que lo hicieramos, por el simple hecho de ser obedientes en amor a Él, los resultados dependen de Él


blog comments powered by Disqus Configuration variables